Reflexiones Cristianas para Meditar y Pensar



Encuentra inspiración y bendición a través de estas reflexiones cristianas. Se desafiado y crece en tu fe. Disfruta meditando en la Palabra de Dios.



Max Lucado

¿Es suficiente ser buenos para alcanzar la salvación? ¿Qué tan buenos deberíamos ser?..


Joel Osteen

El pastor Joel nos lleva a reflexionar sobre la realidad de que nuestro corazón debe ser cuidado y guardado. Si deseamos experimentar paz en nuestra vida, pues entonces es necesario poner atención en lo que permitimos entrar en nuestro corazón...



En medio de la oscuridad de la depresión, el pastor Danilo nos invita a reflexionar sobre la historia de Elías y cómo Dios le renovó el ánimo, mostrándole que aún tenía un largo camino por delante...


La gratitud, vista como un acto consciente, transforma la perspectiva y enriquece las relaciones...


Es uno de los pasajes más preciosos y esperanzadores de las Escrituras. Dios tiene el control de toda situación en nuestras vidas...


Las tormentas de la vida, aunque inevitables, pueden ser oportunidades para crecer en paz y madurez...


El pueblo de Israel durante su éxodo hacia la tierra prometida el rey de Moab intenta maldecirlos, pero en cambio, sucede lo contrario: lo que Dios ha bendecido no puede ser derrotado ni maldecido...


Así como Jesús atravesó su Getsemaní nosotros también podemos atravesarlo, ya que no estamos solos, pues tenemos un sumo sacerdote que puede compadecerse de nosotros...


Dios busca activamente a aquellos que se sienten perdidos o desamparados, extendiendo una invitación para dejar atrás la desesperanza y la desolación espiritual...


La humildad comienza con una sensación de subordinación a Dios en Cristo. “El discípulo no es más que su maestro, ni el siervo más que su señor."..


¿Se ha preguntado alguna vez porqué el perdón de Dios tiene valor? ¿Y qué de la vida eterna? ¿Se ha preguntado por qué alguien quisiera tener vida eterna? ¿Por qué debemos querer vivir para siempre? Estas preguntas son importantes porque es posible querer el perdón y la vida eterna por razones que demuestran que aún no los tienes...